El icónico AE86 vuelve en formato eléctrico o de hidrógeno

El Tokyo Auto Salon es la ocasión perfecta para que compañías japonesas como Toyota presenten sus propuestas más atrevidas y este año no iba a ser la excepción. Y es que la marca a través de su división deportiva GAZOO Racing, se ha sumado a la fiebre de los restomods presentando una revisión de uno de sus grandes iconos convertido hoy en día en auto de culto, especialmente para los amantes del drift y el eurobeat.

Por supuesto se trata del Toyota AE86, que ahora se transforma en un modelo 100% eléctrico o alimentado por hidrógeno para ser mucho más verde. En el caso del AE86 BEV Concept es un auto con baterías y un motor eléctrico mientras que el AE86 H2 Concept posee un motor térmico que ahora se alimenta de hidrógeno en vez de gasolina. Dos planteamientos distintos que representan la actual estrategia multitecnología de la compañía.

Comenzando con el AE86 BEV Concept, este es un concepto basado en un Corolla A86 Levin, variante que se puede distinguir por sus faros fijos. La carrocería mantiene su tradicional color bitono en blanco y negro con una linea muy dinámica y ochentera con un logo “EV” en negro y verde en la zona inferior de la puerta -similar al que lleva su hermano H2″. Bajo esta esconde un sistema 100% eléctrico con un motor heredado del Tundra híbrido y un paquete de baterías heredado de un Prius PHEV, mientras que otras piezas y componentes se heredan también de otros modelos de la gama Toyota y Lexus.

A su lado el AE86 H2 Concept de hidrógeno apuesta por una versión aún más mítica y famosa, el Corolla Sprinter Trueno AE86 de faros ocultos. Más allá de los rasgos propios de esta versión la pintura y gráficos son similares, sin embargo bajo el capó se sigue encontrando un tradicional motor de cuadro cilindros, aunque ahora cuenta con inyectores, conductos de combustible y bujías modificadas para lograr que ahora en vez de alimentarse de gasolina lo haga de hidrógeno.

Evidentemente este no un modelo de pila de combustible de hidrógeno como el Mirai, sino es de esas tecnologías alternativas que Toyota ha puesto ya en práctica en algunos de sus modelos como el GR Yaris H2 y el Corolla H2 Concept. Esto además ha permitido según la marca que se conserve el sonido y vibraciones del motor de siempre. No solo eso, sino que además Toyota ha mantenido la presencia del cambio manual y asegura haber respetado bastante el peso y equilibrio del automóvil para dejar unas sensaciones lo más parecidas posibles al modelo original.

En el interior también se ha conservado la esencia racing del modelo original, solo que ahora presenta asientos restaurados y materiales reciclados para reafirmar su apuesta por la sostenibilidad. Lamentablemente para los amantes de este tipo de autos, no parece que Toyota tenga intención de llevarlos a producción, así que tendrán que seguir buscando las ya cotizadas unidades de segunda mano de este icono nipón.


Jishin

Creador del blog. Apasionado por la innovación, tecnología y movilidad.

Noticias recientes:

Un nuevo Supra eléctrico podría presentarse en 2025 sin la ayuda de BMW

Toyota sobre los eléctricos: “El tiempo demostrará que nuestra posición es la correcta”

Un nuevo rumbo para los eléctricos de Toyota: el desafío de Koji Sato

Toyota se mantuvo como líder mundial de ventas de automóviles en 2022

Toyota relanza el bZ4X con un objetivo de ventas muy poco ambicioso