Toyota le quita a Daihatsu el control del desarrollo de compactos para mercados emergentes

A finales del año pasado, se destapó un fuerte escándalo industrial asociado a Daihatsu, una de las marcas del grupo Toyota y quienes desde hace tiempo han sido delegados con la tarea de ser la punta de lanza en desarrollo de modelos para mercados emergentes. Es por eso que muchos de estos modelos, difieren a los que Toyota comercializa en otros lados del mundo. Son fabricados en una variante “low-cost” de la plataforma TNGA de Toyota, llamada DNGA y en plantas del sudeste asiático.

Muchos de estos modelos son de alto volumen y se conocen de sobra en América Latina, como el Yaris tailandés, el Yaris Cross de Indonesia, el Agya, el Avanza, el Raize que es una variante del Rocky de Daihatsu etc. Todos estos modelos fueron desarrollados directamente por Daihatsu y no tienen relación con los modelos que se venden en Europa y Japón, así como otros autos.

Aunque Daihatsu ha colaborado y ha dado la cara por estos incidentes, es a Toyota quien le toca apagar el incendio. Y como la reputación por confiabilidad es lo primero para la marca japonesa, es que han cortado por lo sano y se volverán a hacer cargo de todo el desarrollo de estos modelos, los cuales incluso vieron suspendidas sus exportaciones de manera inmediata hasta no resolver todos los inconvenientes.

Toyota ha disuelto la figura interna llamada EMCC (Emerging-market Compact Car), en la cual participaba Daihatsu como principal agente de investigación, desarrollo y planificación de modelos. Desde ahora, Toyota tendrá un nuevo departamento llamado Toyota Compact Car Company, el cual estará a cargo de todos estos roles, desde el modelo de negocio y la planificación de autos, hasta su desarrollo, homologación y validación para distintos mercados.

Daihatsu seguirá participando de este negocio, pero no a la cabeza: o sea se le delegarán ciertas tareas puntuales de desarrollo, siempre supervisadas por Toyota. Esto también afectará la administración de otras sub-empresas. Por ejemplo, Toyota Daihatsu Engineering & Manufacturing Co. Ltd. y Toyota Motor Asia Pacific Pte Ltd. pasarán a ser Toyota Motor Asia.

Con estas modificaciones, Toyota Motor buscará retomar el control de este negocio y reclamar las confianzas pérdidas. Con respecto a los modelos actuales, Daihatsu seguirá haciéndose cargo, pero bajo la mano dura de Toyota. Con respecto a modelos nuevos que aún no estén muy avanzados en desarrollo, Toyota comenzará a hacerse cargo de manera completa y directa.


Jishin

Creador del blog. Apasionado por la innovación, tecnología y movilidad.

Noticias recientes:

La Hilux eléctrica ya tiene fecha de lanzamiento, pero hay un problema…

Toyota tenía razón: los híbridos están ganando incluso en el paraíso del eléctrico

Camry se vuelve exclusivamente híbrido, además de una nueva apariencia y más tecnología

Aparece el “mini” Land Cruiser que competirá con el nuevo Suzuki Jimny

Toyota dice que los motores diésel “aún tienen futuro”