Toyota no va a cambiar su estrategia con los autos eléctricos

Nadie puede negar lo evidente: el vehículo eléctrico es el futuro más inmediato del automovilismo. Las normativas, la concientización y los mercados saben que el próximo paso está en la aceptación de la electricidad como forma única de desplazamiento. Sin embargo, las dudas surgen sobre cuánto tiempo se tardará en normalizar ese paradigma. Según Akio Toyoda, el presidente de Toyota, el auto eléctrico va a tener una aceptación más lenta de lo esperado, y de ahí que la compañía no se va a mover un solo centímetro de su estrategia hacia el futuro.

Numerosos medios han afirmado que Toyota ha llegado muy tarde al campo de la movilidad eléctrica. El padre de la hibridación, el paso previo y revolucionario a la electrificación, no ha sabido leer los mercados y ha presentado una estrategia electrificada demasiado vaga y tardía. A finales del año pasado la compañía anunció una oleada de lanzamientos previstos para los próximos 8 años. Antes de que acabe la década los japoneses tendrán en el mercado 30 modelos eléctricos, además de convertir a Lexus en un fabricante 100% eléctrico para 2035.

A pesar de dar ese golpe en la mesa, las cosas no están empezando como Akio Toyoda imaginaba o esperaba. El lanzamiento de su primer modelo eléctrico está siendo más una tortura que un camino de rosas. El bZ4X debía demostrar que aunque Toyota llega tarde es un alumno aventajado capaz de recuperar el temario rápidamente. Sin embargo, el SUV está teniendo muchos problemas iniciales de fiabilidad que lo han hecho casi desaparecer. Miles de unidades retiradas del mercado que nadie sabe cuándo volverán a estar pisando la carretera.

Nada está siendo tan sencillo como se imaginaba. El poderío de la corporación Toyota no ha servido de nada para evitar tales problemas, pero la firme mentalidad japonesa se mantiene inmóvil a pesar de los contratiempos. Toyota tiene una hoja de ruta, y no la va a cambiar tal y como ha confirmado el propio Toyoda: “esa es nuestra estrategia y nos vamos a apegar a ella”. Las palabras recogidas por Bloomberg se han dejado notar en todo el mundo. Los japoneses creen en su forma de trabajar, y nadie les va a poner nervioso. En su día ya lo hicieron con los primeros híbridos.

Con una inversión de 28.000 millones de dólares en los próximos años, algunos han osado criticar que el gasto previsto para la división eléctrica sea mucho menor que el realizado por otras compañías. Toyoda también ha tenido palabras para ellos: “Nuestras inversiones pueden parecer más pequeñas que las de otros, pero cuando se observa lo que Toyota ha estado haciendo durante los últimos 20 años, la cantidad total puede no ser necesariamente pequeña”.

Todo esto sale a colación de la apuesta de Toyota por mantener los modelo ICE (vehículo propulsado por un motor eléctrico y un motor de combustión interna) en el portafolio de productos de la compañía. No hay que olvidar que se habla de una compañía mundial con fuerte presencia en todos los continentes. Toyota va a dejar a sus clientes escoger el vehículo o la mecanización que quiera. Han sido de los pocos en no dar un plazo definido para pasarse exclusivamente a la movilidad eléctrica, algo que muy posiblemente no suceda jamás. Los japoneses lucharán contra viento y marea, y solo el tiempo dictará sentencia sobre lo acertado de su estrategia o no.


Jishin

Creador del blog. Apasionado por la innovación, tecnología y movilidad.

Noticias recientes:

Por problemas de suministros, Toyota suspende la producción del RAV4 y 4Runner

Toyota explica por qué el nuevo Prius no es un auto eléctrico, por ahora…

El hermano menor del bZ4X también será un SUV

Tráfico del sitio

Visitas totales: 39633162

Tiempo de visita promedio: 02:16

Usuarios navegando: 138

Fecha: 29/11/2022

Países que más nos visitan
  1. México
  2. Colombia
  3. Costa Rica
  4. Perú
  5. Argentina
  6. Brazil
  7. Guatemala
  8. Chile
  9. Estados Unidos
  10. Venezuela